Ecografía fisiológica y diagnóstica en tortugas

La ecografía se muestra como una herramienta útil y complementaria en la clínica diaria de tortugas y otros reptiles (Martínez-Silvestre 2003). Actualmente se están describiendo los rasgos anatómicos ecográficos, siendo la patología por diagnóstico ecográfico un campo que poco a poco esta siendo investigada en reptiles. A pesar de la barrera que supone el caparazón de las tortugas, la ecografía de tortugas es la más avanzada en reptiles. Actualmente apenas hay descripciones de la ecografía del ojo, órbita ocular o sistema nervioso en tortugas, aspectos que están siendo tratados en estudios preliminares (Daffos 2013) y, por tanto, no se contemplan en el presente artículo.

Las ventanas acústicas utilizadas son las fosas prefemorales y cervicoaxilares, prácticamente para cualquier acceso de imagen visceral (Grumbels & Rostral 1998; Martínez-Silvestre 2009). La limitación del uso de dichas ventanas acústicas reside en que difícilmente puede escogerse entre visiones longitudinales y transversales de una misma víscera, debiéndose adaptar la interpretación a la proyección en cada momento. En el caso de las ventanas cervicoaxilares, la presencia de la cabeza y de las articulaciones de las extremidades anteriores dificultan la lectura ecográfica, siendo esta una vía casi exclusivamente utilizada en ciertas posiciones ecocardiográficas, tiroideas y de la zona pulmonar anterior.

Identifíquese con sus datos de acceso

Podrá acceder a los contenidos completos de la revista.

Compartir: